Las marcas, los estigmas en los adultos mayores longevos y sus ayudas técnicas.


En la vejez avanzada, las “marcas” se reflejan a través del deterioro de las funciones, de la deformación de alguna de las partes del cuerpo y también del uso de instrumentos que suplen algunas funciones básicas de los ancianos como es la silla de ruedas, el bastón, los aparatos auditivos, lentes o respiradores artificiales (Arroyo,2010).

Un adulto mayor puede ser una persona estigmatizada, de hecho los productos que este llega a utilizar pueden ser los estigmas con los que este carga. Como por ejemplo las ayudas técnicas.

Los griegos quienes daban gran peso al aspecto visual de la vida cotidiana, originaron el término estigma, que se refiere a los signos en el cuerpo que exponen algo inusual y malo sobre el estatus moral de la persona (Goffman,1986:68). Actualmente el término estigma se utiliza para referirse a un atributo que desacredita profundamente a una persona (Goffman 1986:96).

Los estereotipos que uno mismo puede generarse sobre el envejecimiento, parecieran ser generados y operados a través de la interiorización (Levy et al, 2002), estos estereotipos relacionados con el envejecimiento pueden explicarse por la importancia que se le da al decline físico y cognitivo que transmiten la sensación de muerte (Becker, 1980; Levy et al., 1999-2000).

Así que ya sabe, en usted está la manera o forma de ver el envejecimiento y si usted tiene padres longevos mayores de 80 años, está en la posibilidad de eliminar estigmas o marcas que algunas ayudas técnicas le provocan.

Muchas veces los hijos queremos que nuestros padres vivan de una mejor manera y les compramos algunos aditamentos que el geriatra ha recomendado como un bastón de 4 patas o un andador con asiento… ¿pero realmente pensamos en como este objeto afectará emocionalmente y psicológicamente a nuestros padres?

Debido a ideas preconcebidas el bastón y la andadera son sinónimo de enfermedad, pero no sólo de enfermedad sino de debilidad y de una cierta cercanía con la dependencia funcional y la muerte.

Nadie quiere estar pensando en cuándo va a morir o tener frente de sí un objeto que le produce sentimientos encontrados, por un lado lo quiere y necesita por que gracias a él se desplaza o se ayuda de cierta forma, pero por el otro lado le recuerda que esta “viejo”, que ha perdido esa independencia.

En mayores de hoy creemos que las ayudas técnicas son necesarias, pero deben de tener un “plus”, deben de brindarle al adulto mayor longevo una “chispa de vida”, deben de promover una idea positiva…¿como lograr eso?

Usted puede ayudar, al dejarle participar a su familiar en la elección de la ayuda técnica, buscando en la web o en tiendas especializadas, puede ayudarle a escoger una ayuda técnica que no se asemeje a una cama hospitalaria, busque que sea alegre, que tenga personalidad, busque que la ayuda técnica no sólo cumpla su función mecánica y biomédica, busque que cubra funciones sociales, que cubra necesidades más allá de las básicas. Por ejemplo: buscar un andador que tenga un porta objetos personales o quizá un bastón que brille en la oscuridad … una silla de baño que tenga un aditamento extra para poner el jabón al alcance de la persona.

Busque ayudas técnicas que no estigmaticen. Exíjalas. Dejemos de lado la idea de que el bastón debe de ser gris y frío. Busquemos ayudas técnicas humanizadas.

Anuncios

Por favor deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.