Anuncios

La calidad de vida y bienestar subjetivo en Adultos Mayores: Efectos de la educación para el ocio Parte 1


Con gusto les contamos que el Dr. Christian Oswaldo Acosta, profesor investigador en envejecimiento y salud, miembro del sistema nacional de Investigadores, perteneciente al ITSON (Instituto Tecnológico de Sonora) nos ha compartido su protocolo de investigación referente a la calidad de vida los mayores y los efectos de la educación para el ocio en los adultos mayores.

Nos da mucho gusto que investigadores de gran trayectoria como el Dr. Christian Oswaldo Acosta nos compartan información verídica y actual de lo que se está haciendo en México y en el mundo respecto al envejecimiento.

Les compartimos la primera parte de este protocolo:

El bienestar de los adultos mayores puede ser influenciado positivamente por estilos de vida activos. Los adultos mayores que tienen estilos de vida activos requieren menos de servicios médicos. La literatura indica que mejorar el bienestar en los adultos mayores, no sólo se refleja en sus beneficios psicológicos y de salud física, sino también beneficia a la comunidad económica y socialmente. Sin embargo, a menudo hay discrepancia entre lo que los adultos mayores gustan de hacer y lo que realmente hacen. Hay adultos mayores que prefieren de actividades físicas, pero invierten la mayor parte de su tiempo viendo televisión. Los adultos mayores que están restringidos de sus actividades de ocio favoritas, informan niveles más bajos de satisfacción con la vida y generalmente valoran su salud como más mala en comparación con aquellos que no están restringidos de sus actividades de ocio favoritas (Mahon y Searle, 1994).

 

Adultos Mayores México

La recreación y las experiencias de ocio son elementos críticos para generar gozo y satisfacción. Los conceptos de satisfacción con la vida y bienestar están asociados a la felicidad y calidad de vida. La satisfacción con la vida, felicidad y bienestar, son conceptos en los que se ha enfocado la investigación sobre la calidad de vida. De acuerdo con el modelo de envejecimiento exitoso de Rowe y Kahn (1997), el nivel de participación activa en la vida es un determinante de qué tan exitosamente envejecerá la persona.

Mantener relaciones cercanas con otros y llevar a cabo actividades significativas (tales como las actividades de ocio), son dos de los componentes más importantes del envejecimiento exitoso. Un indicador de envejecimiento exitoso en adultos mayores, es la capacidad de mantener un sentido positivo de bienestar (Janssen, 2004).

El concepto de ocio es un importante elemento para promover estilos de vida saludables y activos. Aunque la definición de ocio puede incluir elementos de recreación y tiempo libre, conceptualizar este término exclusivamente dentro de estas perspectivas parece ser limitante (Dattilo, 2008). Argyle (1996) incluye tanto el tiempo libre como la actividad en su definición de ocio, donde el aspecto más crítico para definir el ocio, está en función de lo que motiva a la gente a participar en una actividad. Argyle define el ocio como aquellas actividades que la gente hace en su tiempo libre ya sea porque lo desean, por su propia iniciativa, por diversión, entretenimiento, auto-actualización o por objetivos de su elección, pero no por ganancias materiales. Por lo tanto, se considera que un factor importante, quizá el factor más importante de la experiencia positiva de una persona, son las emociones y percepciones acerca de la experiencia.

Adultos mayores Ocio

El término ocio debe enfatizar la importancia de la percepción personal de que se es libre de elegir participar en una experiencia significativa, disfrutable y satisfactoria. Csikszentmihalyi (1997) concluye que si lo que hacemos diariamente tiene mucho que ver con el tipo de vida que tenemos, el cómo experimentamos lo que hacemos es aún más importante. De acuerdo con Rusell (1996), las experiencias de ocio proporcionan oportunidades para mantener la autonomía personal, la autodefinición y la elección, a menudo ausentes en otros aspectos de  la vida. A través de la libertad de elección se experimenta la autodeterminación, y sin elección y autodeterminación, el ocio no existe. La autodeterminación es el poder de actuar como agente causal, aunque la libertad sea inherentemente limitada. Las normas sociales limitan la libertad y por lo tanto limitan la autoexpresión. Parte de la esencia del ocio es que el individuo se involucre en una actividad por iniciativa propia. En ese sentido, Kelly (1996) define al ocio como una actividad elegida en relativa libertad, por sus cualidades de satisfacción.

El ocio se ha concebido como una forma efectiva de promover la calidad de vida individual y comunitaria a través de actividades recreacionales, culturales y sociales orientadas a la gente desde la niñez hasta la vejez. Sin embargo, no toda la gente entiende la importancia del ocio (Janssen, 2004). Además, reducir la participación en actividades de ocio preferidas tiene importantes implicaciones para el bienestar de los adultos mayores. Por ello, la literatura enfatiza la necesidad de intervenciones enfocadas en facilitar las actividades de ocio entre los adultos mayores, lo cual mejoraría su bienestar. Un proceso de intervención  que tiene el potencial de solventar esa necesidad es la educación para el ocio.

Un programa de educación para el ocio debe consistir en actividades escritas, orales y audiovisuales, diseñadas para mejorar factores tales como el conocimiento de recursos para el ocio y habilidades relacionadas al ocio, y/o para valorar el estilo de vida en general para entender mejor el rol del ocio en la vida de un individuo. El programa busca incrementar la conciencia de un individuo sobre sus intereses de ocio y de las oportunidades que puedan satisfacer estas necesidades. Puede ayudarlo a identificar y eliminar barreras de participación, y a tomar decisiones y hacer planes con relación al ocio. Además, después de que complete un proceso para clarificar necesidades de ocio, el individuo debe desarrollar planes para identificar cualquier barrera y seleccionar un proceso para facilitar los objetivos individuales de ocio. Este proceso ayuda al individuo a determinar qué tan bien su participación en el ocio refleja lo que le gustaría hacer. Esta parte del proceso dependerá de la discusión entre el educador y el individuo, alrededor de los diversos ejercicios en el programa (Mahon & Searle, 1994).

La educación para el ocio mejora los estilos de vida saludables y reduce las demandas de otros servicios de apoyo, por lo que la educación para el ocio debe establecerse como un servicio de salud preventiva. La educación para el ocio es una forma efectiva de reducir la brecha entre demandas medioambientales y las capacidades de una persona que envejece. Esta brecha puede degenerar en un proceso de discapacidad y dependencia. Afortunadamente, los adultos mayores que adquieran nuevas actividades de ocio, refuercen su involucración en las actividades de ocio que ya realizan y adapten actividades para mantenerse activos, pueden disfrutar de periodos más largos de independencia y de vidas felices.

En este contexto de cambios y pérdidas asociadas al envejecimiento, salud preventiva, actividades de ocio, modelos de envejecimiento exitoso y educación para el ocio, se plantea  la siguiente pregunta de investigación:

¿Cuáles son los efectos de un programa de educación para el ocio sobre la percepción de calidad de vida, el bienestar subjetivo, la frecuencia de actividades de ocio y la presencia significativa de síntomas depresivos en adultos mayores?

La respuesta tentativa a esta pregunta la colocarémos en :”La calidad de vida y bienestar subjetivo en Adultos Mayores: Efectos de la educación para el ocio Parte 2″

Fuente:

Acosta Quiroz, Christian Oswaldo (2013) Protocolo de Investigación: La calidad de vida y bienestar subjetivo en Adultos Mayores: Efectos de la educación para el ocio, ITSON, México

Sobre el autor:

Dr. Christian Oswaldo Acosta Quiroz

Profesor-Investigador en Envejecimiento y Salud

Miembro del Sistema Nacional de Investigadores

Instituto Tecnológico de Sonora (México)

Correo electrónico: christian.acosta@itson.edu.mx

Referencias:

Argyle, M. (1996). The social psychology of leisure. UK: Penguin Books.

Brink, T. & Yesavage, J. (1982). Screening test for geriatric depression. Clinical Gerontologist, 1, 37-43.

Cardiel, R. M. (1994). La medición de la calidad de vida (Measuring Quality of Life). En: L. Moreno, F. Cano-Valle y H. García-Romero (Eds.) Epidemiología Clínica (Pp. 189-199). México: Interamericana-McGraw Hill.

Csikszentmihalyi, M. (1997). Finding flow: The psychology of engagement with everyday life. New York: Harper Collins.

Dattilo, J. (2008). Leisure education program planning. A systematic approach. Pennsylvania: Venture Publishing, Inc.

Janssen, M. (2004). The effects of leisure education on quality of life in older adults. Therapeutic Recreation Journal, 38(3), 275-288.

Kelly, J. (1996). Leisure. Boston: Allyn & Bacon.

Lawton, M. (1975). The Philadelphia Geriatric Center Morale Scale: A revision. Journal of Gerontology, 30, 85-89.

Lucas-Carrasco, R., Laidlaw, K. & Power, M. (2011). Suitability of the WHOQOL-BREF and WHOQOL-OLD for Spanish older adults. Aging & Mental Health, 15(5), 595-604.

Mahon, M. & Searle, M. (1994). Leisure education: It´s effects on older adults. Journal of Physical Education, Recreation & Dance, 65(4), 36-41.

Rowe, J. & Kahn, R. (1997). Successful aging. The Gerontologist. 37(4), 433-440.

Rusell, R. (1996). Pastimes: The context of contemporary leisure. Dubuque, IA: Brown & Benchmarck.

Sierra, R. (2003). Técnicas de investigación social, Teoría y ejercicios. Madrid: Paraninfo.

Anuncios

Etiquetas:

Por favor deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

neuronas en crecimiento

la neuropediatría por una neuropediatra: problemas neurológicos de la infancia

Mercado Orgánico

La primera feria orgánica de Chile

Cine y memoria

la imagen que habla por los que hoy callan

Design Disruption Group

Just another WordPress.com site

mactikas

la tercera edad, una nueva forma de vivir.

Hablando de Nutrición

Dieta, control de peso, menús y alimentación saludable

coachingforlifemx.wordpress.com/

Aquí encontrarás información y consejos de nutrición y estilo de vida saludables

LABMEMO

Laboratório Design Memória e Emoção

Habitantes Experiencia Diseño Innovación

Diseñando el futuro de los habitantes

Drumming Out Dementia

Enhancing Life Through Music

Adriana Machado - Diseño Sensorial para Personas con Alzhéimer

Productos de estimulación sensorial para personas con Alzhéimer o demencia

FISIOTERAPIA DE LA MUJER

Un blog para reflexionar, aprender y compartir conocimientos.

KARATE y algo más ...

Un lugar para el karate deportivo, karate de dojo, arbitraje, entrenadores, atletas, historia, filosofía, técnicas , tradiciones y educación física .

Mi Estilo de Vida

Un poquito de lo que más me gusta hacer......

The Daily Think

Laura Quick's book The Quick Guide To Parenting is available to order on Amazon. A perfect gift for parents.

Mayores de Hoy

…cambiando el paradigma del envejecimiento

neurociencia neurocultura

Una fusión de saberes, la piedra rosetta entre la ciencia y las humanidades.

Diseño para la tercera edad

Proyecto del Curso ESTUDIO 4 del programa de Diseño de la Universidad de Los Andes

A %d blogueros les gusta esto: