Skip to content
Anuncios

El sistema digestivo “después de unos añitos”


 

Después de unos añitos, después de los 50 o 60 años los cambios que se producen en nuestro cuerpo pueden afectar al apetito, la masticación, la digestión y la absorción de nutrientes. ¿Sabía usted que los receptores del gusto y del olfato se reducen con el paso de los años? esto  puede influir negativamente en el interés por los alimentos, quizá aún no le ocurra, quizá solo con algunos alimentos,pero es bueno saberlo.

Del sitio web: www.blogdenutricion.com
Del sitio web: http://www.blogdenutricion.com

Muchas personas piensan que perder dientes es propio de la edad, pero algunos estudios demuestran lo contrario, se dice que la gente que pierde piezas dentales no lo hace necesariamente por estar “envejeciendo” sino por malos hábitos bucales o de salud.

El usar dentaduras postizas, puentes o alguna pieza dental faltante afecta a la alimentación, de forma que la ingestión de alimentos se puede convertir en una actividad molesta, dolorosa y que desencadene la falta de apetito, debe de tener mucho cuidado con este tema, cuidarse mucho los dientes.

 

La producción de saliva se reduce con el paso de los años, esto hace que disminuya la capacidad para masticar y tragar los alimentos. Este hecho se ve agravado por el consumo de algunos medicamentos hipertensivos que producen sequedad en la boca. Por esta razón se aconseja sustituir los alimentos más difíciles de masticar por otros de textura más blanda.

 

En nuestro sistema digestivo se produce una disminución en al cantidad y calidad enzimática de las secreciones digestivas. Los efectos de la disminución de la secreción del ácido clorhídrico por las células parietales del estómago son los siguientes:

 

  1. – Disminución de la absorción de calcio y hierro no hemo.
  2. – Aumento del crecimiento bacteriano, que podrían atrapar nutrientes como la vitamina B12, producir una mal-absorción de las grasas y la aparición de diarrea.
  3. – Disminución en la capacidad de digestión de las proteínas.

 

También se reduce la mucosa intestinal, que afecta negativamente a la absorción de vitaminas y minerales. La motilidad del intestino delgado, intestino grueso y colón se reduce y por tanto, se favorece la aparición de estreñimiento. En este sentido, como criterio preventivo se recomienda un alto consumo de fibra y realizar actividad física de forma regular.

Por todo lo anterior ya sabe ¡más vale prevenir!, coma sanamente, pregúntele a su médico de confianza que suplementos alimenticios ingerir, haga ejercicio, camine, tome agua y sobre todo viva feliz! 🙂

 

Fuente: www.henufood.com

Categorías

Salud

Etiquetas

Anuncios

Por favor deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: