Vive fuerte, vive mejor

Este concepto de verdad que nos gusta mucho, creanme… ir al gimnasio no debiera de ser algo que solo unos cuantos realicen, lo veo como dice mi madre: “Alineación y balanceo”, si cuidamos nuestros autos, nuestra casa, nuestros relojes y no se que más objetos ¿Por qué no cuidar nuestro cuerpo?

ActiveLife, tiene el slogan: “Vive fuerte, vive mejor” aquí les compartimos lo que ofrecen:

Activelife-gimnasio para mayores en México

¡No te olvides de decir que lo leíste en mayores de hoy!

Anuncios

¿La actividad física regular tiene beneficios en tu cerebro?

nervous2Sí. La actividad física regular mejora el performace cognitivo, especialmente en las funciones cognitivas que tienen que ver con la capacidad de procesar información de manera rápida. En cuanto a mejorar la memoria, los estudios más recientes aún son contradictorios y se requiere de mayir investigación en el área.

¿Qué actividad realizar?

correr es bueno para

Las investigaciones sugieren que el ejercio aeróbico es el mejor, debe de haber un incremento en el latido del corazón y en la manera en cómo se respira. Caminar debiera de ser realizado de manera en que la persona sude y deje de poder hablar con fluídez.

También el entrenamiento de fuerza es recomendado para mejorar la función cognitiva. Se recomienda, de hecho, combinar tanto el ejercicio aeróbico como el de fuerza. No sólo hacer de un tipo.

En cuanto al Yoga y actividades similares, pese a que tiene un buen impacto en la salud de las personas mayores, previniendo caídas por ejemplo. No se sabe aún si mejoran el performance cognitivo.

¿Cuanto tiempo?

Aún no se sabe a ciencia cierta. Se sabe que hay que combinar la actividad aeróbica con la de fuerza y se sabe que hacer este tipo de actividades en conjunto con estimulación cognitiva es benéfico. Como por ejemplo el recordar los pasos de baile o los movimientos de una kata de karate do.

150 minutos a la semana es lo que se recomienda. Esos 150 minutos son de actividad aeróbica y además se recomiendan sesiones de dos veces por semana de fuerza, más ejercicios de balance, estiramiento y flexibilidad como el yoga.

Actívate… ya

Existe evidencia que afirma que entre más actividad física tenga una persona desde la infancia, mejor será el perfomance de su actividad cognitiva, pero nunca es tarde para iniciar, puesto que también se ha demostrado que hay beneficios aunque recien en la edad adulta se inicie la actividad. Una persona con deterioro cognitivo o demencia puede iniciar una actividad física constante y obtener beneficios tanto como para sus músculos y otras partes del cuerpo, como para su cerebro.

Así que hacer ejercicio no sólo es bueno para bombear sangre oxígenada al cerebro, de hecho es bueno por que se generan hormonas y enzimas, se beneficia el sistema endócrino y el metabolismo del cuerpo. Además, la actividad física regular le ayuda a las personas a tener una mejor salud emocional, da confianza, que desemboca en una mejor salud mental, menor estrés.

Existe evidencia que indica que las placas de la proteína betamiloide que se forman en la demencia tipo Alzheimer pueden reducirse con un plan de actividad física constante. Lo cual es impactante.  Además de que la actividad física incrementa el volumen del cerebro (en el área del hipocampo).

Fuente: Curso Preventing Dementia MOOC Universidad de Tasmania, 2018.

 

La soledad …enferma

la soledad enferma…mata

Las interacciones sociales son una especie de ejercicio cognitivo. El estar en soledad no es de ayuda para nuestro estado anímico, ni para nuestro cerebro (por decirlo de alguna manera). Socializar es un acto placentero y debemos de hacerlo con frecuencia, salir de casa y conocer nuevas personas.

Sobre todo después del retiro o jubilación, el Profesor Michael Valenzuela, recomienda incrementar las interacciones sociales con un nuevo pasatiempo que incluya: Actividad cognitiva, actividad social y actividad física. Salir de casa es lo mejor.

¿Algunas idea?

  • Inscríbete al gimnasio o clases grupales de actividad física.
  • Unete a un grupo religioso.
  • Ve a clases de música.
  • Viaja con grupos a diferentes lugares.
  • Inscríbete a un curso de idiomas o computación.

 

 

Fuente: MOOC Preventing dementia 2018 Universidad de Tasmania